Curuzú: Tercera marcha en reclamo de justicia y por el despido de trabajadores

La movilización se realizó de manera pacífica y en la plazoleta Italia habló la madre de Joel Rodríguez, quien falleció el 25 de enero al explotar una caldera. “Voy a seguir luchando hasta ver preso al hombre que mató a mi hijo”, afirmó.

Familiares, amigos y vecinos de Joel Rodríguez volvieron a marchar el domingo para reclamar justicia por la muerte del joven tras la explosión de una caldera en el predio del Frigorífico Duhalde de la localidad de Curuzú Cuatiá. En la movilización también se protestó contra el despido de trabajadores de la firma y el desempeño policial que detuvo la semana anterior a integrantes del grupo cuando pegaban carteles en la vía pública.

La concentración tuvo lugar en la plaza Belgrano y desde allí las personas, un grupo caminando y otros en motos y autos, al grito de justicia, con globos y remeras donde predominaba el color blanco y numerosos carteles en los que sobresalía el rostro de Joel, se movilizaron pacíficamente a lo largo de la arteria principal hasta la plazoleta Italia donde se escucharon algunas palabras, como la de uno de los obreros recientemente despedido por la firma y Estela Delgado, madre de Joel, quien encabezó la marcha.

Al momento de dirigirse a los que la acompañaron, Estela Delgado reiteró que Joel fue asesinado y que su muerte no se produjo como consecuencia de un accidente laboral, así como insistió en que seguirá luchando “hasta ver preso al hombre que mató a su hijo”.

“Él fue quien mato a mi hijo, no fue un accidente, lo quiero ver en la cárcel, que se pudra, sin privilegios”, expreso la madre de Joel al apuntar al propietario de la firma donde ocurrió la tragedia.

“No fue un accidente por el que murió mi hijo, no fue así, yo quiero verlo a ese hombre preso, conmigo no va a arreglar nada”, dijo Estela, quien también se solidarizó con los compañeros de Joel despedidos recientemente por las declaraciones públicas realizadas hace algunos días.

“Mi hijo me va a dar fuerzas, él está junto con Dios, fue un laburante de primera y mira cómo le pagó ahora, disparando como una rata. Le voy a seguir haciendo juicio, juicio penal le voy a hacer, para que nunca más haya patrones así explotadores, le hacen trabajar hasta lo último por una miseria”, expresó en otro tramo de su mensaje.

La madre de Joel también repudio la acción policial que detuvo esta última semana a personas que pegaban carteles en la vía pública y agradeció a la Casa de Derechos Humanos de Curuzú Cuatiá por el respaldo y acompañamiento a este grupo de jóvenes.

“Voy a necesitar que me sigan apoyando no voy a aflojar, no voy a bajar los brazos, voy a seguir luchando por mi hijo, voy a hacer otra marcha”, afirmó Estela, quien al concluir recibió numerosas muestras de solidaridad y cariño de la gente.

“Vuelvo a agradecer a todo el pueblo en general por el apoyo brindado, vamos a seguir. También voy a apoyar a esos chicos que trabajaron con él, ya que ellos sufrieron y son testigos de lo que pasó adentro”.

“Él largó a los empleados porque apoyaron la marcha por la muerte de mi hijo, ellos nunca mintieron de lo que se dijo. Ellos nos apoyaron y nosotros vamos a apoyar a ellos hasta que se haga justicia”, resaltó la mamá de Joel. 

“Nosotros llevamos este dolor, mi hijo fue querido por muchas personas. Agradezco a todos los que nos acompañan y dentro de poco volveremos a realizar una nueva marcha para el aniversario de mi hijo”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RSS
Follow by Email
YouTube
YouTube
Instagram